Palestina no está sola

Movilización en Irán

Movilización en Irán

La barbarie que está cometiendo el Estado de Israel en Gaza ha provocado una oleada de repudio en todo el mundo. Miles y miles se manifiestan en solidaridad con el pueblo palestino.

Las imágenes muestran el despliegue de hombres y mujeres de distintos sectores, conmocionados por las acciones fascistas del ejército israelí, que pisotea todos los derechos y se comporta como lo que es, una verdadera potencia ocupante. El último hecho fue mentir descaradamente sobre el supuesto secuestro de un soldado para romper apenas iniciada una tregua humanitaria de 72 horas. Con esta excusa el ejército israelí asesino a unas 60 personas, y destruyó un barrio entero.
En nuestro continente, además de las manifestaciones realizadas en nuestro país, que venimos reseñando, hubo múltiples concentraciones en varias ciudades de Venezuela, Chile, y Uruguay sólo en los últimos días. En Venezuela, además de la capital Caracas, Barcelona, San Felipe, Barquisimeto, Mérida y Maturín son algunas de las ciudades donde miles marcharon este sábado 2/8.
“¡Gaza aguanta, el mundo se levanta!; ¡Palestina resiste!”. Se escuchaba en la marcha desarrollada el 2/8 en la capital de Chile, Santiago. De la misma manera, hubo marchas y actos en varias ciudades de Estados Unidos, las más grandes en Nueva York y Chicago.
En el continente europeo, entre el jueves 31 y el sábado 2 se movilizaron miles en Francia (París, Marsella, Lyon, Lille, Aviñon, Montpellier), al grito de “Israel asesino, Hollande cómplice”. En España la concentración más grande se llevó a cabo en Madrid. También hubo actividades en Berlín, Alemania, en Inglaterra (Londres), en Dublín (Irlanda).
En los países árabes, en muchos casos pese al silencio cómplice con el genocidio por parte de muchos gobiernos, se vieron multitudinarias manifestaciones, exigiendo el retiro de las tropas de ocupación, y reclamando por el derecho de Palestina a organizarse como Estado. Una de las más grandes se llevó a cabo en Irán. En Cisjordania, al igual que la semana anterior, miles de palestinos manifestaron su repudio, con marchas en Ramalla y Jerusalén del este.
Obama aprovisiona a los genocidas
Mientras los pueblos se manifiestan en favor de Palestina y contra la ocupación, el gobierno yanqui de Barack Obama sigue sosteniendo el infame ataque, enviando municiones (lanzagranadas y piezas de mortero de 120 milímetros), al ejército israelí, que convocó a 16.000 reservistas para seguir atacando Gaza. Un ejército en el que en una de sus brigadas, la Givati, algunos de sus integrantes lucen remeras que dicen “Un disparo, dos muertes”, bajo un dibujo de un punto de mira que apunta al vientre de una palestina embarazada. Esta línea tiene sus seguidores acá, como Carlos Escudé (aquel que cantó el himno inglés como “desagravio” por una manifestación en reclamo de nuestras islas Malvinas), que sostienen que los palestinos ponen como escudos a mujeres y niños, porque creen que van al paraíso si mueren, y por lo tanto está justificado su asesinato.
Entre las múltiples denuncias de los ataques contra civiles por parte de la marina de guerra, la aviación y la infantería israelíes en todo el territorio de la Franja, se conoció que fueron atacadas viviendas, centros de prensa, zonas de cultivo, colegios, mezquitas e iglesias, y hasta una escuela de la ONU.
Varios países latinoamericanos, entre ellos Chile y Brasil, han retirado sus embajadores en Israel, en una actitud de repudio a la agresión, mientras la Cancillería argentina sostiene una actitud típica de la teoría de los dos demonios, como si se tratara de un enfrentamiento entre iguales.