Con Todos para derrotar a Macri

23 de julio de 2019

Hora Política Hoy N° 1775

Crece la unidad en las calles y las elecciones con el Frente de Todos, para terminar con el infierno de esta política de pobreza y entrega. Desde el PTP, el PCR y la CCC redoblamos la pelea por una nueva Argentina

1. Macri y Vidal, el hambre mata

Al pueblo inflación, despidos y desocupación. A los bancos, monopolios de servicios, la energía y los exportadores: súper ganancias.



Continue Reading >>

UNIDAD PARA SALIR DEL INFIERNO MACRISTA

El Comité Central del PCR tomó decisiones sobre la posición electoral: participamos del frente patriótico en las 24 provincias, apoyando la candidatura presidencial de Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner. Participamos en la mesa sindical. Impulsamos la candidatura de Juan Carlos Alderete a diputado nacional por Buenos Aires.

1.Podemos torcerle el brazo

Se va abriendo paso la posibilidad de derrotar a Macri.

Varios hechos produjeron un cambio profundo en el escenario gremial, social, político y electoral. El parazo del 29 de mayo dio un contundente golpe a la política macrista, al igual que las masivas movilizaciones del movimiento de mujeres. Se están dando pasos en la construcción de un gran frente para derrotar a Macri. El lanzamiento de la fórmula Alberto Fernández presidente y Cristina Fernández de Kirchner vicepresidenta, creó condiciones para ampliar ese frente.

Ese cambio se reafirma con nuevas derrotas aplastantes del macrismo en las elecciones de San Juan y Misiones: suma 10 fracasos seguidos. En Misiones, además, se avanzó en la construcción de  una fuerza para la lucha.

“Esto no se aguanta más”, se escuchaba y se escucha, expresando la bronca y el malhumor crecientes en el pueblo, y la búsqueda de una salida a sus sufrimientos. Se abre paso la posibilidad de derrotar a Macri en las calles y las elecciones.

En difíciles condiciones, el movimiento obrero protagonizó un extraordinario paro nacional de los trabajadores ocupados, desocupados y precarizados, y mayores. El campesinado, particularmente los más pobres y los originarios, trazaron los objetivos de sus luchas en un masivo Foro Agrario. Las mujeres, con grandes movilizaciones en todo el país el 24 y 28 de mayo, y el 3 de junio, llevaron sus reclamos a la calle y al Congreso: contra la violencia que sufren y los femicidios, y por su derecho a educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir. Los jóvenes se organizan y movilizan en ese gran movimiento de Ni Un Pibe Menos Por La Droga y contra el gatillo fácil de Macri y Bullrich.

Desde el PCR y la JCR, el PTP, la CCC y las organizaciones de masas en las que participamos, con “infinita confianza en las infinitas energías de la clase obrera y el pueblo”, como nos enseñaron los maestros del marxismo, nos pusimos al hombro y encabezamos la lucha por un gran frente para derrotar a Macri en las calles y las elecciones.

 

2.Macri es un enemigo peligroso

Lo apoyan poderosos grupos de burguesía intermediaria, latifundistas y potencias imperialistas, en disputa con otros sectores poderosos.

No hay que subestimar a Macri. Es un enemigo muy peligroso. Tiene el apoyo de los poderosos grupos de latifundistas y burguesía intermediaria que manejan los agronegocios, las megamineras, los bancos, etc. Lo apoyan el imperialismo yanqui, el inglés y el FMI, entre otros. También el presidente de Brasil, Bolsonaro.

Esas fuerzas imperialistas convierten a las elecciones en la Argentina en un campo de batalla que es parte de su disputa por América Latina. Disputan con los imperialismos ruso y chino, y gran parte de los europeos, entre otros. Esa disputa se expresa, en muchos casos, a través de sus “socios” y sus operadores argentinos.

La disputa de las potencias imperialistas por el dominio de la Argentina puede ser aprovechada por el pueblo, para aislar y derrotar al macrismo. Sin crear ilusiones que hay algún imperialismo bueno, como hizo Macri cuando decía que “la lluvia de inversiones extranjeras” nos iba a dar “pobreza cero con trabajo de calidad”. Y el resultado fue este infierno.

Por otra parte, hay que diferenciar los colores. Una cosa son los grupos de oligarcas terratenientes y de burguesía intermediaria, como los Macri, subordinados a los imperialistas. Y otra cosa son los sectores agrarios, de la industria y el comercio, de burguesía nacional, muy golpeados por la política macrista, que también necesitan acabar con esta política de sometimiento nacional; sectores que vienen resistiendo, sobre todo en las provincias y deben ser parte de la unidad patriótica necesaria para derrotar a Macri.

 

3.No abandonar las calles

Avanza la confluencia en las luchas del movimiento obrero.

El gobierno macrista viene recibiendo un duro castigo por la lucha popular contra su política de hambre, ajuste, entrega y represión. La masiva lucha en las calles ha sido fundamental para desnudar esa política, frenar sus ofensivas y lograr conquistas. Encabezar las luchas, uniendo fuerzas para garantizar su masividad y continuidad, es el camino que crea condiciones para derrotar a Macri.

El paro nacional en el que confluyeron el Frente Sindical para el Modelo Nacional, las CTA, los Cayetanos y otras fuerzas; y el paro del 29 de mayo, impulsado por la CGT y las mismas fuerzas del paro anterior, mostraron los cambios que se están produciendo en el movimiento obrero.

Desde el Frente Sindical, Moyano y Palazzo señalaron la posibilidad de otro paro nacional. Además, Moyano planteó la formación de una Mesa Sindical que adhiera al frente patriótico.

En la CGT, Daer, que apoyaba la candidatura de Lavagna, ahora saludó la fórmula de Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner.

Los Cayetanos siguen avanzando con su plan de lucha, enfrentando a la política de hambre y desocupación, y dando un carácter activo a los paros con sus cortes y ollas populares, en los que confluyen con empresas y sindicatos en lucha.

Los cambios que se están dando crean mejores condiciones para la continuidad de las luchas, y para aportar lo fundamental del movimiento obrero, ocupados, desocupados y precarizados, y mayores, al gran frente para derrotar a Macri en las calles y en las elecciones. Además, abren la posibilidad de un nuevo paro nacional activo y multisectorial.

 

4.Un gobierno de emergencia

Que paguen la crisis social y económica los monopolios, latifundistas y bancos que se llenaron los bolsillos con el macrismo.

Macri ya acordó con el FMI su plan, si gana las elecciones. Está decidido a ejecutar en un mes lo que no pudo hacer en los 4 años de gobierno: la reforma laboral, el aumento de la edad para jubilarse y medidas contra los mayores, achicar las indemnizaciones por despidos, entre otras medidas de ajuste contra los trabajadores y el pueblo. El objetivo de ese ajuste salvaje es que hacerle pagar al pueblo el endeudamiento y la crisis que produjo su política.

Si Macri es derrotado en las calles y las elecciones, aprovechará hasta el último día para dejar el país en las peores condiciones. El gobierno que asuma el 10 de diciembre, si Macri pierde, será un gobierno de emergencia. En esa situación, se abrirá una dura lucha para destinar todos los recursos a mejorar las condiciones de vida y de trabajo del pueblo, y recuperar la producción nacional. ¿De dónde saldrá la plata? Tiene que salir de los bolsillos que se llenaron los monopolios y oligarcas durante el macrismo.

Una derrota del macrismo fortalecerá la lucha obrera, campesina, originaria, de las mujeres, los jóvenes, los intelectuales, los trabajadores de la cultura, los profesionales, los sectores del comercio y la producción nacional.

 

5.Frente patriótico, F-F, y Alderete diputado

Para triunfar: una batalla de masas con el pueblo como protagonista.

Trabajamos para la unidad en la lucha en fábricas y demás lugares de trabajo, en el campesinado, los originarios, las mujeres y los jóvenes. Integramos y defendimos a los Cayetanos. Constituimos En marcha junto al Movimiento Evita y Somos. Confluimos con Red por Argentina. Estuvimos y apoyamos la decisión del Congreso del Partido Justicialista de conformar un gran frente patriótico para derrotar a Macri. Y somos parte de los 18 partidos, junto al PJ y Unidad Ciudadana, que unidos estamos pariendo ese gran frente, esa gran herramienta política para derrotar a Macri en las urnas.

El Frente Patriótico está creciendo con la adhesión de organizaciones gremiales, sociales y políticas. La mayoría de los gobernadores peronistas saludaron la fórmula de Alberto Fernández presidente y Cristina Fernández de Kirchner vice, acaba de hacerlo Alberto Rodríguez Sáa, de San Luis. Y hay conversaciones con Massa.

Tenemos diferencias con Alberto Fernández y Cristina Kirchner, pero coincidimos en el objetivo principal que reclama el pueblo: acabar con el infierno de Macri. Y es la fórmula que hoy tiene las mayores posibilidades de lograr la derrota del macrismo. Por esas razones la apoyamos, integrando el frente en todo el país.

Hacemos campaña electoral casa por casa, escuchando, discutiendo y ganando voto por voto. También en las redes, en los medios, con actos, etc. Lo hacemos para que el gran protagonista de la batalla para derrotar a Macri sea el pueblo.

Llevamos a la discusión de las masas nuestro programa, partiendo de las emergencias del pueblo y proponiendo las medidas que garanticen disponer todos los recursos para mejorar las condiciones de vida y de trabajo, y la producción y el comercio nacionales. En el 2001, suspender el pago de la deuda fue lo que permitió salir de la crisis social y económica. Pero el Congreso no la investigó, pese a que se demostró que la mayor parte de esa deuda es ilegítima, usuraria y odiosa (inconstitucional).

Impulsamos la candidatura de Juan Carlos Alderete a diputado nacional por Buenos Aires, para lo que marchamos a su lanzamiento en todo el país, junto a los candidatos de cada lugar, para que lleve la voz del pueblo al Congreso.

 

6.Llegar a las grandes masas populares

Con nuestro programa y nuestros candidatos nos prepararnos para una dura batalla.

Derrotar a Macri en la calle y en las elecciones fortalecerá al pueblo para la lucha por sus emergencias y avanzar en el camino liberador.

Para la lucha de hoy, para las elecciones y lo que venga después, el PCR y la JCR, y el PTP, trabajan para que el movimiento obrero es ponga en el centro de las decisiones políticas, desde sus cuerpos de delegados, comisiones internas y sindicatos. Defendemos y buscamos ampliar a los Cayetanos, que han sido un puntal en la lucha, y la unidad de las fuerzas que constituimos En marcha, que encabezó la lucha contra el FMI y el G20. La campaña electoral abre la posibilidad de llegar a las grandes masas para que conozcan al Partido, su programa y sus candidatos.

La batalla contra el macrismo y las poderosas fuerzas que representa no será fácil ni rápida. Debemos prepararnos, y preparar al pueblo, para responder y derrotar las maniobras de todo tipo que el enemigo va a usar para embarrar la cancha.

Y en la calle y en las elecciones, acumulamos fuerzas para abrir el camino que nos lleve a acabar con la dependencia, el latifundio y el Estado oligárquico, imperialista y podrido que es la base de sustentación de los Macri. Para que la esperanza que está abriendo la posibilidad de derrotar al macrismo se concrete, y avance para conquistar la patria nueva.

Escribe Ricardo Fierro

EL LANZAMIENTO DE AMPLIAR EN CABA AFIRMA UN CAMINO

Para derrotar a Macri en las calles y las elecciones

Hora Política Hoy N° 1766

1. Un gobierno hambreador y antiobrero

Por cuatro meses no repartió alimentos tratando de destruir las organizaciones sociales. Y trabaja para imponer la reforma laboral que pactó con el FMI.

En enero el gobierno hizo su última distribución de alimentos a cientos de merenderos y comedores de la CCC y otras organizaciones. Ya eran insuficientes y no tenían leche y otros alimentos indispensables para evitar la desnutrición. No hubo nuevos repartos hasta ahora. Fue con el plan de lucha de los Cayetanos, y la gran jornada nacional del 9/5 de la CCC, con apoyo de los Cayetanos, con cortes de ruta y ollas populares en todo el país, que el macrismo tuvo que volver a la negociación y abrir la mano.

No hubo nuevos repartos de alimentos porque Macri volvió a intentar destruir a las organizaciones sociales. Fueron los Cayetanos los que se pusieron al hombro la lucha contra el hambre, contra un gobierno que gasta fortunas en la timba financiera mientras pijotea la entrega de alimentos a millones que comen una vez al día. Que provoca más hambre con los despidos, cierres de fábricas y comercios, y la destrucción de la agricultura familiar y la pequeña y mediana producción agraria.

Un gobierno que usa fondos de las obras sociales para chantajear a los sindicatos, agravando la emergencia sanitaria, mientras se multiplica el dengue, la tuberculosis, la sífilis, entre muchas otras enfermedades.

Un gobierno que cumple el pacto con el FMI de avanzar con la reforma laboral antiobrera usando las “conciliaciones” y multas millonarias que impone para liquidar el derecho de huelga; precarizando el trabajo con los contratos basura, y avalando los Procedimientos Preventivos de Crisis para que los monopolios despidan trabajadores sin indemnizarlos.

 

2. Córdoba fue la 7° derrota seguida del macrismo

Macri es el candidato que nos quieren imponer Trump y el FMI.

Macri sigue adelante con su propuesta de pacto de gobernabilidad, sin haber logrado, hasta ahora, ningún apoyo público en la oposición.

Mientras se agrava la guerra comercial entre Estados Unidos y China, Macri habló una hora y media con Trump, el presidente yanqui que le abrió las puertas del FMI. Y el FMI declaró que “no iba a renegociar el acuerdo con la Argentina”, saliendo al cruce de sectores de la oposición que proponen renegociar la deuda con el Fondo. El gobierno negocia con China la nueva central nuclear Atucha 3, está liquidando la avanzada tecnología nuclear argentina. Cómo se ve, el macrismo sigue siendo peligroso por sus apoyos, porque nos mete adentro de la disputa entre imperialismos y cede a sus presiones para desindustrializar el país.

El domingo pasado, Macri tuvo la séptima derrota consecutiva en las elecciones provinciales. De 71% de los votos que Cambiemos tuvo en Córdoba en el 2015, cayó ahora al 17,8% que sacó el radical Negri. La lista de la UCR sacó el 11,9%, y perdió la intendencia de Córdoba, que gobernaba desde 1983.

La derrota del macrismo en Córdoba agravó la disputa en Cambiemos, y en particular, la interna radical. La UCR marcha a su Convención Nacional el 27/5, con cuatro posiciones frente a Cambiemos: unos quieren seguir como está, otros reclaman ampliarlo, están los que quieren rediscutir todo, y también los que quieren romper con Macri y el PRO.

 

3. La rebeldía frente al macrismo

Petroleros, desocupados y campesinos enfrentan el ajuste y la entrega.

Como señalamos, la gran jornada de lucha de la CCC, con el acompañamiento de las demás fuerzas de los Cayetanos, mostró la decisión y voluntad de lucha contra el hambre de los más castigados por la política macrista.

El lunes 13, frente a la muerte de dos obreros petroleros de Vaca Muerta, por las brutales condiciones de trabajo que les imponen, llevó al paro de sus compañeros. Así es Vaca Muerta con Macri: fortunas para los monopolios petroleros, y sudor y muerte para los que producen esa riqueza. Seguimos trabajando para un paro nacional, activo y multisectorial.

Otro sector de los más castigados por el macrismo fue protagonista del Foro Nacional Agrario. Desde todo el país llegaron más de 3.000 campesinos de la FNC, el MTE Rural, el Frente Agrario Evita, el Mocase, el Movimiento Nacional Campesino Indígena, junto a técnicos, investigadores y Facultades agrarias, y grupos ambientalistas.

El Foro campesino levantó la bandera de la lucha por la tierra y la necesidad de una reforma agraria frente a su creciente concentración en manos de la oligarquía terrateniente, en gran medida de capitales extranjeros. También reclamaron por la grave situación de emergencia que sufren. Y dieron un ejemplo con la participación unitaria de más de 60 organizaciones, que acordaron una jornada nacional de lucha el 9 de septiembre, con una masiva marcha federal agraria a Plaza de Mayo.

 

4. El 25, con el PTP, a las plazas y barrios

Vamos por un amplio frente que derrote a Macri en las calles y las urnas.

Las luchas llegan hasta las elecciones y marcan la cancha del escenario electoral.

El escenario electoral, que venía con negociaciones de todo tipo, comenzó a decantarse.

Schiaretti, con su triunfo en Córdoba, el segundo distrito electoral del país, quedó en el centro de Alternativa Federal. Está por verse que pueda juntar a figuras e intereses tan distintos como los que tratan de ocupar el andarivel del Ni Macri – Ni Cristina, y pasar a la segunda vuelta.

Cristina Kirchner presentó Sinceramente, su libro, con un gran acto, mostrándose como precandidata. Guarda la carta de su lanzamiento. El Partido Justicialista puso fecha a la reunión de su dirección, y comenzaría a dar pasos hacia el frente patriótico acordado en su Congreso.

Red por Argentina, el PTP, el Movimiento Evita y otras fuerzas, trabajamos por un gran frente para derrotar a Macri, y apoyamos la precandidatura presidencial de Felipe Solá, con un programa para salir del infierno macrista. El 13/5 se presentó Ampliar en la CABA, con el PJ que preside Víctor Santa María, Marea Ciudadana, Nuevo Encuentro, Vamos y los partidos que constituimos En marcha: Somos, Movimiento Evita, Seamos Libres, UP y PTP. Saludaron el lanzamiento numerosos dirigentes políticos.

El PTP va por cientos de locales. El 25 de Mayo, la fecha patria, vamos a los barrios o las plazas con ollas populares, música y radios abiertas, con nuestro programa y la candidatura de Juan Carlos Alderete, a diputado nacional por Buenos Aires y los candidatos de cada lugar.

El PCR acaba de realizar un homenaje a Otto Vargas en la Feria del Libro, con hermanos paraguayos y uruguayos y amigos argentinos. Y seguiremos haciendo homenajes en todo el país.

El escenario político sigue siendo complejo y cambiante. El asesinato del diputado Héctor Olivares y su asesor Miguel Yadón, muestra la realidad de incertidumbre en que vivimos. Ahora hubo amenazas de bombas en las estaciones de Retiro y Constitución de la CABA, como ocurrió antes en la facultad de Ciencias Económicas.

Nos preparamos para que las tormentas que vienen abran un camino para acabar con la dependencia, el latifundio y el poder que los sostiene. Celebramos el 50 aniversario del Cordobazo, que alumbró el camino de la revolución en la Argentina. Y como los patriotas de la Revolución de Mayo de 1810, decimos: ¡Ni amo viejo ni amo nuevo, ningún amo! ¡Vamos por la patria nueva!

Escribe Ricardo Fierro

AVANCEMOS POR UN GRAN FRENTE PARA DERROTAR A MACRI

El Comité Central del PCR reafirmó el trabajo del Partido a la cabeza de la lucha por una amplia unidad para derrotar a Macri en las calles y en las elecciones. El lanzamiento del frente con Red por Argentina, PTP, Movimiento Evita, Somos, Seamos Libres y otras fuerzas, y la precandidatura a presidente de Felipe Solá, son el primer paso hacia ese gran frente contra Macri.

1. Diez puntos para el ajuste y la entrega

El plan de Macri es más hambre y más pobreza

El gran paro nacional del 30/4, con grandes actos en todo el país, mostró la bronca que crece en el pueblo: fue un duro cachetazo al gobierno macrista. Y las innumerables ollas populares del 1° de Mayo, impulsadas por gremios y fuerzas sociales, mostraron el hambre que crece imparable en las familias de desocupados, jubilados y grandes sectores de las capas medias castigadas por el ajuste. Con el hambre y la pobreza, cada vez más niños dejan de ir a la escuela porque no tienen ni zapatillas y crecen las muertes por hambre, y brotan la tuberculosis y demás enfermedades a causa de la desnutrición.

Macri es responsable de esos sufrimientos.

Ahora el gobierno lanzó una propuesta de 10 puntos para un pacto de gobernabilidad, convocando a la oposición: un cambio notable después de más de 3 años de sordera.

Macri hace la convocatoria después del cachetazo del 30/4 y de las voces de alarma de los usureros imperialistas: “la Argentina está en la cornisa, crece el temor a un default (cesación de pagos)”, dice el diario de los usureros Financial Times.

Los 10 puntos de Macri parecen escritos en las oficinas del FMI. Con un lenguaje engañoso, tramposo, se hace cargo de las exigencias de la usura imperialista que le presta dólares para tapar que el país está en cesación de pagos, y esos usureros se llenan los bolsillos con cada suba del dólar y con los brutales intereses de los bonos de deuda que emite el gobierno.

Veamos las medidas. Que el Banco Central garantice la continuidad de esa timba financiera. Entrada libre para las exportaciones extranjeras. Son dos medidas claves contra el trabajo, la industria nacional y las economías regionales. Reforma laboral que precarice el trabajo y siga hachando los salarios; y otra reforma previsional que suba la edad de las jubilaciones y vuelva a recortar los haberes: son dos medidas que provocarán más hambre y más pobreza. Un humillante compromiso de pagar la deuda externa, y de los usureros internos, a costa de más hambre, más pobreza, y más liquidación del trabajo y la producción nacional.

 

2. Un plan para dividir a la oposición

Con los 10 puntos Macri intenta lograr su reelección

La convocatoria del gobierno a un pacto de gobernabilidad es una nueva operación política macrista para dividir a la oposición gremial, social y política. Sobre todo al peronismo, como denunció Moyano frente al allanamiento del sindicato de Camioneros. Las intrigas, las operaciones de inteligencia, represivas, judiciales, abarcan a todas las fuerzas opositoras, especialmente aquellas que trabajan para unir a la oposición y derrotar a Macri en las calles y en las elecciones.

Frente a la bronca y el malhumor crecientes, Macri necesita dividir a la oposición para lograr su reelección. Por eso, con los 10 puntos, trata de recuperar la iniciativa política, después del cachetazo del 30/4 y el 1°/5. Trata de imponer un eje de discusión que esconda el verdadero debate nacional: las crisis social y económica, y sus consecuencias, el creciente “repudio a Macri” y “el caldo de cultivo del voto castigo”, que ya no puede tapar la prensa del sistema.

Además, con las 6 derrotas seguidas en las elecciones provinciales, se agravó la crisis política de Cambiemos: sus candidatos en las provincias buscan despegarse del frente macrista. También se agrava la interna del radicalismo, con sectores que quieren sumarse al proyecto de Lavagna, y otros, como el gobernador mendocino Cornejo, que proponen que Alternativa Federal (Massa, Pichetto, Urtubey, etc.) se incorpore a Cambiemos.

La crisis de Cambiemos tiene que ver con las “preocupaciones” de grupos dominantes del poder que, ante el retroceso político de Macri, buscan asegurarse con un plan B (o un plan V, con la V de Vidal, la gobernadora bonaerense). Son planes que cambian las caras para que se mantenga la misma política macrista.

 

3. Un duro cachetazo a Macri

El paro nacional abrió el paso a un plan de lucha. La situación es buena para arrancarle al gobierno conquistas.

El paro nacional del 30/4, con los actos masivos y la jornada de ollas populares del 1° de Mayo, fueron un duro golpe a Macri y su política. Se garantizó con un gran esfuerzo de gremios, organizaciones sociales y populares. En todos los lugares, los oradores se comprometieron a la continuidad del plan de lucha.

Al sector de la CGT que carnereó el paro no le fue bien. Más de 70 CGT regionales fueron parte de la medida de lucha, así como gran parte de los choferes de la UTA, seccionales de la UOM y de muchos otros gremios. La confluencia y coordinación se dio por encima de las direcciones carneras.

El paro tuvo la activa participación de la CCC, la CTEP y Somos Barrios de Pie, también de las CTA con los gremios que la integran, y los jubilados y mayores del MIJP-CCC. Participaron numerosas organizaciones campesinas, fuerzas políticas, y una gran masa de mujeres y jóvenes.

Fueron insignificantes los disturbios, que olían a “servicios” macristas, y a mostrar el aparato represivo, para el que no ahorran en gastos. En cada protesta, siempre aparece un grupo funcional a Macri con el que tratan de tapar la masividad del pueblo en las calles.

Se llegó al paro nacional con un reguero de luchas en todo el país. Con las enormes marchas y actos del 24/3 en todo el país. El 28/3 se movilizaron los jubilados del MIJP. El 30/3, el 27/4 y el 10/4 se reunió la Comisión Organizadora del 34 Encuentro Nacional de Mujeres en La Plata. El 2/4 hubo actos, vigilias y marchas de los veteranos de Malvinas junto al pueblo, en el Chaco, Salta, Tucumán, Bahía Blanca, La Plata, el ARS, Mar del Plata, Quilmes, Entre Ríos, Rosario y la Capital Federal. El 4/4 se movilizaron gremios del Frente Sindical, las CTA y los Cayetanos. El 13 y 14/4 se realizó el Plenario Nacional de la agrupación René Salamanca de estatales, hubo plenarios de docentes, obreros rurales y metalúrgicos. El 18/4 protestaron los trabajadores de la ciencia y la tecnología. El 23/4 hubo un frutazo en la Plaza de Mayo.

Por delante está el 7 y 8/5, el Foro Nacional por un Programa Agrario, Soberano y Popular. El 9/5, una nueva jornada nacional de los Cayetanos. Y en mayo se cumplen 50 años de las grandes puebladas: el 15 el Correntinazo, el 21 el Rosariazo y el 29 y 30 el Cordobazo.

 

4. Derrotar a Macri en las calles y en las elecciones

Conquistar un gobierno de emergencia

Construir un gran frente que derrote a Macri en las calles y en las elecciones, es la gran tarea de las fuerzas populares, patrióticas y democráticas. No es fácil articular por reivindicaciones con la lucha política electoral.

El gobierno y los medios de comunicación del sistema, siembran confusión sobre la realidad del escenario político. Dicen que “Macri ya fue” y que “Cristina ya ganó”. Usan esta prédica para contener a los que ya no quieren votar a Macri, pero tampoco quieren volver a un gobierno kirchnerista.

Tratan de generar un triunfalismo en las fuerzas opositoras, que alienta los sectarismos y las ambiciones personales por los cargos. Macri hace todo lo que puede para dividir a la oposición.

La demora de sectores kirchneristas en la construcción del frente no contribuye a la unidad necesaria que garantice la derrota del macrismo. Y a establecer el programa de un gobierno de emergencia, que dé respuesta a las urgencias y necesidades del pueblo, disponiendo todos los recursos para afrontar esa situación dramática.

Eso es posible. Frente a una deuda pública fenomenal, no hay otro camino que suspender el pago, como se hizo en el 2001. Suspender el pago para investigarla, pagar la que es legítima (como los 500 millones de dólares que se deben a Bolivia por el gas que nos vende), y no pagar la que es ilegítima, usuraria u odiosa, es decir, inconstitucional, porque no fue aprobada por el Congreso Nacional. Además, se debe poner en primer lugar el trabajo y la producción nacional, la defensa de los recursos naturales, el manejo del comercio exterior, entre otras medidas.

Son medidas que requieren recuperar la soberanía nacional, que el macrismo ha entregado al someterse al FMI y varios imperialismos.

 

5. Pasos en la construcción del frente

Red por Argentina, el PTP, el Evita, Somos y Seamos Libres, luchan por la unidad opositora contra Macri.

El PCR y el PTP vienen trabajando activamente para la unidad de las fuerzas que confluimos en los llamados Cayetanos. Una fuerza que creció en la lucha en las calles contra la política macrista de hambre, desocupación y precarización del trabajo: la CCC, la CTEP y Barrios de Pie. Las principales fuerzas de esa confluencia, la CCC, el Movimiento Evita y Somos Barrios de Pie, primero confluyeron con la CGT y las CTA, y en el último período, ocuparon el lugar que dejó vacío el sector cegetista conciliador con el gobierno, como dijo Hugo Moyano.

La defensa de los Cayetanos de los ataques macristas, y el crecimiento, es una tarea permanente frente a las maniobras del gobierno para liquidarlos. No solo el macrismo trabaja contra los Cayetanos. También sectores kirchneristas y del PC, y grupos trosquistas funcionales al macrismo con sus ataques al peronismo, a la CCC y el PCR.

El año pasado nació la expresión política de las principales fuerzas de los Cayetanos: En marcha. Estuvo a la cabeza de la lucha contra el acuerdo de Macri con el FMI y los jerarcas imperialistas que manejan el G20, con el masivo acto en la cancha de Atlanta. Mientras otras fuerzas se llamaban a silencio.

Ahora, ante las elecciones, el PTP, el Movimiento Evita, Somos Barrios de Pie, Seamos Libres, tomaron en sus manos la lucha por un gran frente para derrotar a Macri también en las elecciones. Y constituyeron un frente con Red por Argentina, apoyando la precandidatura presidencial de Felipe Solá. El lanzamiento de esa fuerza fue el primer paso unitario hacia ese gran frente antimacrista, y seguimos avanzando, recorriendo barrios, pueblos, ciudades y provincias, para unir a todos los sectores populares, patrióticos y democráticos en ese gran frente que derrote a Macri.

Un frente que plantea una elección interna democrática, en las PASO, para decidir las candidaturas de acuerdo a la proporción de votos, sin el filtro de “pisos”. Y un programa para salir del infierno al que nos condenó la política macrista.

 

6. Fortalecer al PCR

En las calles y en las urnas, trabajamos para acumular fuerzas.

Las elecciones provinciales y el acercamiento de las fechas de cierre de los frentes y las listas de candidatos, todo contribuye a un aceleramiento vertiginoso de la política. El pueblo discute, delibera en todas partes. Crecen la bronca y el malhumor de los que quieren acabar con el infierno macrista, reclaman la unidad opositora, y discuten, o se preguntan, cómo salir de este infierno.

Desde el PCR y el PTP, trabajamos con el esfuerzo de miles de luchadores, como se vio en el gran acto de All Boys por el 50 Aniversario del PCR. Seguimos en las calles, y participamos en ese gran debate del pueblo. Nos proponemos abrir 1.000 locales del PTP, en una pieza o un tinglado de los compañeros o amigos. Y el 25 de Mayo, la fecha patria, vamos a los barrios o las plazas con nuestro programa y la candidatura del presidente del PTP, Juan Carlos Alderete, a diputado nacional por Buenos Aires, junto a los candidatos de cada lugar.

En las calles y en las urnas, trabajamos para acumular fuerzas. Somos conscientes de que la situación desesperante que viven el pueblo y la patria, y el poder que mantendrán los sectores oligárquicos e imperialistas, además de un gobierno de emergencia, exigirá el más amplio despliegue de la unidad y la lucha de los trabajadores, los campesinos y chacareros, los originarios, las mujeres, los jóvenes, los intelectuales, los artistas, los profesionales, la burguesía nacional, etc.

Trabajamos para que la prensa llegue a más manos, de amigos, compañeros de trabajo o vecinos. Preparamos la campaña financiera, porque solo recibimos plata de los aportes de los compañeros y amigos. Peleamos para que cada organismo del partido discuta la política, participe en la discusión de las masas y ofrezca la afiliación al PCR: el Partido de Otto Vargas.

Por delante tenemos tiempos tormentosos. Con las fuerzas de la reacción trabajando para perpetuar su poder, y las fuerzas populares, patrióticas y democráticas peleando, en las calles y las urnas sus urgencias y necesidades. Debemos estar preparados para que esas tormentas abran un camino para acabar con la dependencia y el latifundio oligárquico, y el poder que los sostiene. Como los patriotas de la Revolución de Mayo de 1810, decimos: ¡Ni amo viejo ni amo nuevo, ningún amo! ¡Vamos por la patria nueva!

 



Fuera los imperialismos de Venezuela y América Latina

Que el pueblo venezolano decida su destino

Las elecciones presidenciales de nuestro país se dan en medio de una dura disputa, en América Latina y el mundo, entre potencias imperialistas.

Trump, el presidente de Estados Unidos, amenazó con aumentar los aranceles a las importaciones desde China, con lo que provocó una caída de las bolsas de valores y la suba del dólar en todo el mundo. La medida del gobierno yanqui amenaza cerrar una etapa de negociaciones entre dos potencias. La debilidad financiera de la Argentina, prisionera de los dictados del FMI, provocó una nueva suba del dólar, que traerá más inflación.

Acaba de fracasar un levantamiento cívico militar en Venezuela, apoyado por los yanquis.

Venezuela sufre las amenazas militares de Estados Unidos y del gobierno brasileño de Bolsonaro, la presencia militar rusa y económica de Rusia y China. En las conversaciones entre los dirigentes de esas potencias se negocia sobre nuestro hermano latinoamericano como si fueran sus dueños.

La situación de Venezuela es muy grave, y la política de Macri de entrometerse en la situación de ese país, acompañando a los yanquis, es repugnante.

Trump amenazó a Venezuela y también a Cuba. Quiere recomponer su dominación en Latinoamérica a la que considera el patio trasero de Estados Unidos, mientras que sus rivales, Rusia y China, principalmente, se atrincheran defendiendo sus intereses en los países que ganaron terreno. Es en ese escenario que se desarrollan las elecciones en la Argentina, con los yanquis abriendo la mano del FMI para sostener a Macri, con una deuda impagable, a la que el gobierno argentino, con sus 10 puntos, se compromete a pagar a costa del sudor y la sangre del pueblo.

 



 Según un analista ruso

El “precio” de Venezuela

El analista ruso Vladimir Frolov habló de las condiciones que habría puesto Putin para dejar de apoyar a Maduro en Venezuela (infobae.com, 5/5).

Rusia invirtió 9.000 millones de dólares en la petrolera venezolana PDVSA, a cambio del 49% de las acciones de Citgo, la refinería estatal de Venezuela en Estados Unidos. De no pagar la deuda, Rusia puede quedarse con el 100% de la refinería.

Frolov dice que “Putin está listo para renunciar a Venezuela por el precio correcto”. ¿Cuál sería ese precio? Rusia anexó parte del territorio de Ucrania, en la zona límite entre los dos países. El “precio correcto” sería, según Frolov, que el retiro del “apoyo militar ruso a Maduro debe ir acompañado de la retirada de la asistencia militar de los Estados Unidos a Ucrania”. Y agrega: “Moscú está lista para vender su participación en Venezuela, pero aún no está claro si Washington está listo para ofrecer el precio correcto”.

Como se ve, para los imperialismos, los países dependientes, como Venezuela y Ucrania, —y como la Argentina—, se compran y se venden como cualquier otra mercancía.

 

Escribe Ricardo Fierro

Unidad para enfrentar el ajuste y evitar un nuevo triunfo de Macri

Una gran marcha, 15000 personas, convocada por diferentes sectores gremiales, sociales y políticos, CTA, ATE,ATEN, ADUNC, Bancarios/as, Ceramistas, sindicato de Prensa, de la televisión, FUC, Barrios de Pie, CTEP, CCC, Confederación Mapuche y PCR-PTP, entre otros.
La marcha recorrió las calles del centro, bajo la consigna BASTA de AJUSTE culminó con un acto frente a la Municipalidad de Neuquén.
Entre varias personas oradoras, la compañera Micaela Gomiz, secretaria general de ADUNC, expresaba:
A este modelo se lo derrota con unidad de todos los sectores para enfrentar esta política. El enemigo es muy poderoso. No hay que subestimar a Macri, es el representante de los sectores económicos mas poderosos de nuestro país. No se explica el poder que concentra Macri si no tenemos en cuenta el apoyo imperialista y la disputa por América Latina. Por eso tenemos un gran desafío: trabajar para la unidad para derrotar el modelo de ajuste del gobierno nacional. ¡¡Porque lo peor que le puede pasar al pueblo Argentino son cuatro años más de gobierno de Mauricio Macri !

 

Repudio total: MACRI y GUTIERREZ MILITARIZAN NEUQUEN

El Partido del Trabajo y del Pueblo junto al Partido Comunista Revolucionario de Neuquén, repudiamos el desembarque de más de 400 Gendarmes en nuestra provincia.

Desde el comienzo de su gobierno el presidente Mauricio Macri ha dado a conocer claramente su política represiva, violencia, persecución, atentados, contra legítimos reclamos de nuestro pueblo. El otorgamiento a la Ministra de Seguridad, Patricia Bulrich, no solo en lo discursivo y en la practica del uso de las fuerzas armadasy paramilitares contra el pueblo es una clara muestra. La búsqueda de un “enemigo interno” en la lucha por la tierra para beneficiar a los terratenientes amigos, nos dejó sin Santiago Maldonado y Rafael Nahuel
Hoy el gobierno nacional con la anuencia del Gobernador de la provincia de Neuquén Omar Gutierrez intentan profundizar la criminalizacion de la prorotesta social utilizando a gendarmeria. Mas de 400 gendarmes llegan a Neuquen , para instalarse en la zona de “Vaca Muerta”.
Traen al corredor petrolero las fuerzas militares para defender los intereses, «la propiedad privada” y la entrega a los monopolios del petroleo, persiguiendo y avasallando los derechos ancestrales del Pueblo Mapuche, los legítimos reclamos de los trabajadores del petroleo y la soberania de nuestros recursos.
Hacemos responsables al gobierno nacional y al gobernador Gutierrez, de la militarización de nuestra provincia, una nueva escalada de violencia, que intenta profundizar la criminalización de la protesta Social. Exigimos: Fuera los 400 gendarmes de Neuquen!

Partido Comunista Revolucionario
Partido del Trabajo y del Pueblo en el Frente Neuquino.

 

Macri sigue de remate

El gobierno nacional avanza con las medidas antipopulares a decretazo limpio y trata de cubrir los chanchullos de su ministro de Trabajo, mientras el presidente sale de gira para seguir vendiendo nuestras riquezas. Podemos pararle la mano con más unidad y lucha

1. Tablero revuelto

El cimbronazo de las luchas de diciembre, de los trabajadores, los campesinos, las mujeres, los jóvenes y demás sectores populares,sacudió el escenario político, sindical y social y sigue provocando realineamientos.

Los jerarcas colaboracionistas, quedaron aislados y salieron a apoyar el proyecto macrista de aprobar la reforma laboral “por etapas”. El modelo es el ministro Triaca, con una empleada en negro a la que insulta, no le aumenta el salario y le da un puesto en la intervención al SOMU.

En Mar del Plata, los sectores de Moyano, Barrionuevo y la Corriente Federal, acordaron un documento por la derogación de la ley previsional, paritarias sin topes, rechazo a la reforma laboral y al decreto de Macri que permite el embargo de los salarios, entre otros ajustes, y resolvió “apoyar y acompañar activamente a las organizaciones que se declaren en conflicto”.

Por otra parte, surgieron contradicciones entre el gobierno y gobernadores que pactaron la ley previsional y las leyes impositivas, lo que forzó a Macri a tratar de imponer por decreto la modificación de leyes que van desde al embargo de los sueldos hasta negociados con los fondos de los jubilados en la Anses.

Frente al macaneo macrista del 15% en la inflación del 2017, el gobierno avanza con los tarifazos que van del 60 al 120%, y más; mientras usa ese 15% como “techo” salarial en paritarias y rechaza las “cláusulas gatillo” que se venían firmando para cuando la carestía le gane la carrera a los salarios. Además, por un decretazo, Macri anuló la paritaria nacional docente, en una nueva provocación a los maestros.

 

2. Macri y su gira de remate

Cacheteado por el pueblo argentino, Macri inició una gira por Rusia (reunión con Putin y empresarios), Suiza (al Foro de Davos) y Francia (reunión con Macron y empresarios). Lo que él llama: “La inserción inteligente de la Argentina en el Mundo”, quiere decir:entregar las riquezas nacionales a los capitales imperialistas. Escoltan el remate los gobernadores Bordet (Entre Ríos) y Passalacqua (Misiones).

Van por el remate de la tierra, las riquezas mineras, y el gas y el petróleo de Vaca Muerta.

En junio del 2016, Macri cambió por decreto la ley de tierras, facilitando su entrega a grupos imperialistas. La ley dice que si el 25% de un lote es de propiedad de un extranjero, todo el lote es considerado extranjero. Ahora, por el decreto de Macri, solo cuando un capital foráneo sea propietario del 51% o más, se considera extranjero ese lote. Y alentó a las provincias a ampliar el tamaño de los lotes a extranjerizar.

Ahora, Macri trabaja para “flexibilizar” la ley de glaciares, negociando con los gobiernos de Mendoza, San Juan y Catamarca, para habilitar 21 proyectos de megamineras imperialistas (y otros 23 que están en puerta), que van a contaminar los hielos andinos y patagónicos que abastecen los ríos y las napas que proveen de agua dulce al país. También avanza contra la ley de bosques con el mismo objetivo entreguista.

El entreguismo es tan alevoso, que el gobierno va a firmar un acuerdo sobre seguridad digital con el presidente ruso Putin, cuando es público que los servicios rusos son hoy los más grandes piratas de Internet: pone al zorro a custodiar el gallinero.

 

3. Un mafioso no puede limpiar a las mafias

En otra muestra de lo que es el macrismo, Nicolás Massot, jefe del bloque de diputados del PRO, propuso “llamar a la reconciliación” del pueblo con los genocidas de la dictadura: un pichón de fascista. Lo hizo mientras el genocida Etchecolatz mostraba cómo es el relajo de la prisión domiciliaria a los genocidas: dijo no sentirse bien y se fue de ver a un médico.

Macri hizo negocios con altos jefes de la dictadura genocida, pasó a “prisión domiciliaria” a tipos como Etchecolatz, e intentó aplicarles el 2×1 en camino a la amnistía. Nadie puede tomar en serio que quiere limpiar la corrupción sindical.

El núcleo central de la corrupción sindical está en la asociación de los colaboracionistas con el gobierno de Macri (“gordos” e “independientes”), los monopolios y el Estado (hoy en lo fundamental en manos del macrismo y sus socios). Si hay un dirigente sindical que recibió una coima, hay también un empresario que la pagó, y un funcionario que también recibió lo suyo por hacer la vista gorda.

El gobierno está usando algunos casos emblemáticos para chantajear a sectores que resisten a sus planes. Si se abriera en serio el “paquete” de la corrupción, las cárceles se poblarían con muchos de los altos funcionarios de este gobierno, tanto por sus funciones de ejecutivos de monopolios y dueños de latifundios, como por más de dos años de hacer la vista gorda.

No son estos empresarios que nos gobiernan los que van a “limpiar” a las organizaciones sindicales: esos son la base de la corrupción. Son los trabajadores, con sus cuerpos de delegados, sus comisiones internas y sus asambleas, con la democracia directa, los únicos que pueden limpiar a sus organizaciones y ya lo están haciendo en no pocos lugares. Esto es lo que Macri quiere liquidarlos cuerpos de delegados, las comisiones internas, las asambleas, para que reinen los colaboracionistas con su gobierno. No lo va a lograr.

 

4. Un paro nacional activo y multisectorial

Hay numerosas luchas en curso contra los despidos en fábricas y reparticiones estatales, cierres de fábricas y otros reclamos, como Fanazul y otras de Fabricaciones Militares, Molinos, Clorox, trabajadores municipales, provinciales y nacionales, etc. Los gremios docentes han repudiado la decisión del gobierno de liquidar la paritaria nacional. Y se van abriendo las negociaciones en las paritarias.

La CCC marcha a un gran plenario nacional de desocupados y precarizados, en Salta, donde van a decidir su orientación y sus propuestas para la lucha. Vienen, junto con la CTEP y Barrios de Pie, de acompañar al Papa Francisco en su reciente viaje a Chile.

Siguen en las provincias las luchas de los campesinos y originarios. También las luchas contra la violencia a las mujeres, en marcha hacia el paro y las movilizaciones del 8/3.

Encabezar las luchas y trabajar para la unidad en un paro nacional activo y multisectorial, contra el ajuste, la entrega y la represión macrista, sigue siendo la gran tarea.

En medio de esta situación, el gobierno trata de adelantar los tiempos electorales para dividir al pueblo. Negocia con gobernadores para unificar los comicios provinciales y nacionales en una misma fecha. Por el contrario, las provincias que no gobierna tienden a desdoblar las fechas. Hay que tener en cuenta estas cuestiones, para acelerar las conquistas de la personería electoral del PTP en todo el país.

Al calor de las luchas, siguen realizándose numerosas actividades por los 50 años del PCR. Y en ellas se dan nuevos pasos en la campaña de afiliación, con muy buenos resultados ahí donde se ofrece al partido. Fortalecer al PCR es fundamental para profundizar la contraofensiva contra la ofensiva macrista. Con el objetivo de derrotar esa ofensiva y acumular fuerzas para acabar con la dependencia, el latifundio y el Estado podrido que sostiene esas lacras.

firma:

Escribe Ricardo Fierro

Los “errores” de Triaca

Una radiografía de cómo se manejan los personeros de los monopolios y terratenientes en el gabinete del gobierno de Macri.

La difusión de un mensaje de voz de WhatsApp del ministro de Trabajo Jorge Triaca, a su ama de llaves de su quinta familiar, generó un revuelo político no sólo por el destrato personal a la misma sino también porque puso al desnudo el manejo de los fondos de un sindicato intervenido, como si fueran propios. Y la designación de “hijos y entenados” en todo lugar al que pudiera acceder desde su posición ministerial, cosa “normal” en este gobierno de gerentes de monopolios y terratenientes.

Buscando frenar la avalancha, el jefe de Gabinete Marcos Peña salió a respaldar a Triaca, tratando de circunscribir todo a un simple “exabrupto” con una ex empleada: «Para nosotros no está bien, está mal lo que ocurriócon el exabrupto, pero él ya pidió disculpas«, dijo Peña. Aunque, después, tuvo que calificar como “un error” el que el ministro “eligiera” a su empleada doméstica como interventora del SOMU.

En el audio en cuestión se oye al Triaca gritar a su empleada: “¡Sandra no vengas, eh! No vengas porque te voy a mandar a la c… de tu m… ¡Sos una p…!”. Pero sus posteriores disculpas no son hacia la persona maltratada, Sandra Heredia, sino para los “castos oídos” de sus pares, lamentando no el hecho sino su posible utilización política: “Pido disculpas por el exabrupto que circula en un audio. El mismo es en el marco de un diálogo personal, no condice con mi manera de actuar ni refleja mi forma de ser, y lamento que haya sido utilizado para sacar rédito de él”.

Después, cuando se supo que Triaca la había hecho designar en blanco por la intervención judicial en el Sindicato Obreros Marítimos Unidos (SOMU), aunque negó haberlo hecho para que tuviera “un extra” con fondos ajenos –por la miseria que le pagaba por la multiplicidad de tareas que tenía en su quinta–, lo justificó diciendo que en esos casos había que nombrar personas de la confianza del ministro. Lo mismo que se dijo cuando se nombró con un sueldo en blanco a un ex asesor de Gladys González –la interventora que ubicó Mauricio Macri en representación del Poder Ejecutivo y actual senadora nacional–, y a un abogado muy cercano al ministro de Trabajo. En lo que tampoco es una excepción el juez interviniente, Rodolfo Canicoba Corral, quien también nombró gente propia: su cuñado está a cargo de la obra social.

En cuanto a los “acomodos” en dependencias del Estado, los “errores” de Triaca volvieron a hacer recordar que, en diciembre, su hermana Mariana fue designada en el directorio del Banco Nación. Hecho que trajo a escena que su otra hermana, Lorena, se desempeña como directora de la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional, y que su esposa María Cecilia Loccisano es subsecretaria del Ministerio de Salud, donde maneja el grifo financiero a las obras sociales sindicales, con el que se chantajea a los gremialistas díscolos con el gobierno. En cuanto a su hermano Carlos, a nombre de quién se blanqueó a la empleada destratada por el ministro, aunque no es funcionario se recordó quehabría prestado sus servicios de contador durante la campaña electoral de Cambiemos.

También en el Ministerio de Trabajo hubo a fin de año una designación que ha sido cuestionado: nombró a Pedro Diego Frankenthal subdirector nacional de Relaciones del Trabajo, área que tiene a cargo conflictos por despidos y condiciones laborales. Frankenthal fue el abogado de Mariano Martínez Rojas, Sergio Szpolski y Matías Garfunkel para coordinar la estrategia de despidos y el desalojo de los trabajadores de los medios del Grupo 23.

Toda una radiografía de cómo se manejan los personeros de los monopolios y terratenientes en el gabinete del gobierno de Macri.

 

firma:

Escribe Eugenio Gastiazoro

Edicion:

Noticias 2018

El ajuste de Macri es violencia

Macri, por decreto, provoca más ajuste y más entrega: no se salvan ni las cuentas sueldo. En respuesta, crecen las luchas. Unir fuerzas en un paro nacional activo y multisectorial.

Un verano muy caliente

El castigo popular al gobierno de Macri, con el diciembre caliente y un enero que también arrancó caliente, sigue produciendo cambios en el escenario político.

Macri está obsesionado por cumplir los acuerdos con los centros de poder imperialistas (la Organización Mundial de Comercio y el Fondo Monetario Internacional) y los monopolios y la oligarquía latifundista. Pero la lucha obrera, campesina y popular forzó un corrimiento hacia la oposición, de parte de los sectores políticos y sindicales que venían negociando con el gobierno.

La respuesta del macrismo fue “gobernar sin tanta ley” (como recogió la prensa de un alto funcionario). Copió un decreto de Menem y Cavallo para embargar las cuentas sueldo, multiplicar los despidos, facilitar los negociados con las tierras y otros bienes del Estado, más robo a la Anses, vaciar las empresas estatales, etc.

La inflación en diciembre fue de 3,1%, y el año 2017 se cerró con 24,8%. Se vienen meses con brutales tarifazos y las consecuencias de la nueva devaluación del peso. Y Macri le impone a las paritarias un techo del 15% a los aumentos de salarios y que se eliminen las cláusulas gatillo de negociación salarial si los aumentos ganados quedan por debajo de la suba de los precios.

La política de Macri favorece al comercio monopolizado y la apertura de importaciones, es liquidacionista de la producción campesina y originaria en las economías regionales.

Estas medidas macristas de profundización del ajuste, la entrega y la crisis social, y la falta de medidas frente a la sequía y las inundaciones en el campo, garantizan un verano muy caliente.

 

Macri = Alsogaray + Frondizi

Macri es fiel a las enseñanzas de sus padrinos políticos: Alsogaray, el del golpe contra Perón en 1955 y consejero de Menem, y Frondizi, el liquidador del ferrocarril, que despidió 80.000 ferroviarios, militarizó gremios y abrió las puertas al capital imperialista. Como sus padrinos, no tiene códigos ni límites en la represión a la lucha popular.

Usa la moderna tecnología, cámaras que a 300 metros pueden identificar una cara, para penalizar la protesta popular en las calles. Usa fuerzas entrenadas para el enfrentamiento armado para reprimir al pueblo. El ascenso al único represor identificado del ataque en el que fue asesinado Santiago Maldonado, demuestra que el gobierno dio las órdenes. Igual que en la represión que asesinó al joven mapuche Rafael Nahuel.

Todas las armas y demás dispositivos que el gobierno compró para las Fuerzas Armadas solo sirven para la represión al pueblo.

Macri, responsable político del hundimiento del submarino ARA San Juan, está usando ese asesinato de 44 marinos para liquidar lo que queda de la defensa nacional, cumpliendo las directivas de los ingleses y demás imperialistas.

El crecimiento del Encuetro Memoria, Verdad y Justicia, y del movimiento democrático de todo el país, aplastó el intento de impunidad a los genocidas de la dictadura, el 2 x 1, forzó la aparición de Santiago Maldonado y acaba de reclamar la libertad de los presos políticos. Es una herramienta fundamental del pueblo frente a un gobierno sin límites para la represión.

 

Francisco en Chile

El gobierno esconde la cara, pero con su poderoso aparato en las redes sociales, acompañado por los multimedios del sistema, es el motor de la campaña contra el papa Francisco y su viaje a Chile. Aplaude esa jugada de Macri la derecha reaccionaria de la iglesia católica, la que apoyó a la dictadura y bendecía el genocidio.

¿Qué es lo que lo pone loco a Macri? Que Francisco haya puesto Tierra, Techo y Trabajo, en el centro del debate, en la Argentina y en el mundo. Mientras Macri expulsa a sangre y fuego a campesinos y originarios de sus tierras, 7 millones malviven en casas de madera y chapas, sin agua, electricidad ni cloacas y hay millones sin trabajo o con trabajo precario.

Le molesta que participe una delegación de 500 cayetanos argentinos, que encabezan la lucha por Tierra, Techo y Trabajo, frente a un gobierno que empobrece a millones y llena los bolsillos de los monopolios, los bancos y la oligarquía terrateniente.

Le molesta que Francisco denuncie a las guerras con que los poderosos disputan por el reparto del mundo, a costa de los horribles sufrimientos de los pueblos con hambrunas, muertes y migraciones gigantescas, mientras los Macri tratan de acomodarse para recoger algunas migas, arrodillándose frente a esos poderosos.

 

Un paro nacional activo y multisectorial

El gobierno considera que las gigantescas luchas de diciembre no lo afectan, los considera “fuego enemigo”. Sí lo sorprendieron los cacerolazos, que considera que salieron de su “propia tropa”. La realidad, es que muchos que lo votaron a Macri protestaron en las calles en diciembre, en las movilizaciones y más aún en los cacerolazos. Y las luchas siguieron.

Fue masivo el paro de los petroleros de Santa Cruz contra 800 despidos, provocados en su mayoría por la YPF manejada por Macri. Hubo otro masivo verdurazo. Sigue movilizado el pueblo de Azul, defienden Fanazul con cortes de ruta y un acampe, contra la política de aniquilamiento de la industria de defensa. Se movilizaron trabajadores de Molinos contra los despidos. Luego de 36 días de acampe y movilizaciones, triunfó la ocupación de tierras de 350 familias en Tres Isletas (Chaco), como dicen sus protagonistas: “Un gran triunfo por tierra, techo y trabajo, y por la dignidad”.

Desde abajo, desde los cuerpos de delegados y las multisectoriales, con grandes discusiones de las masas, los trabajadores, los campesinos, las mujeres, la juventud, han abierto cauces que crecen con la comprobación de que este es el gobierno del ajuste, la entrega y la represión. Trabajamos para unir los reclamos en un paro nacional activo y multisectorial.

El cambio de la situación política es muy favorable para avanzar en acuerdos programáticos hacia un frente popular y nacional que exprese en la política todo lo posible de lo que protagoniza la lucha en las calles. Para profundizar la contraofensiva contra la ofensiva macrista. Y acumular fuerzas para una salida que acabe con la dependencia y el latifundio terrateniente, y el Estado podrido que los sostiene.

En este año 50 aniversario del PCR se vienen realizando numerosas iniciativas en todo el país. Seguir fortaleciéndolo con las afiliaciónes, y preparándose y preparando a las masas populares para las grandes luchas que se avecinan.

Autor:

Ricardo Fierro

Macri “regaló” miles de despidos en estatales

La política de Mauricio Macri de ajustar para “ordenar” el Estado arrancó este 2018 dejando en la calle a más de mil trabajadores en distintas reparticiones públicas. La respuesta desde las calles no se hizo esperar.

Después del diciembre cargado de marchas y luchas que enfrentaron en las calles las reformas previsionales e impositivas de Macri –que hace los deberes para los monopolios imperialistas- arrancó el año con miles de despidos en diferentes niveles del Estado.
El martes 2 de enero, en el primer día laboral de 2018, ya circulaba en las redes sociales la lista de despidos de estatales: 368 en Fábricas militares, 70 en Ministerio de Defensa, 108 en Enacom, 130 en Senasa, 140 en Energía, 10 en Ministerio de Modernización, 30 en Medio Ambiente, 27 en Jefatura de Gabinete, 28 en Presidencia de la Nación, 21 en Incaa, 8 en Anses, 64 en Cultura, 180 en la TDA, 16 en Radio Nacional, 180 en UEP, 30 en el CCK. En lo que respecta a municipios: 500 en Quilmes, 500 en Morón y 400 en 3 de Febrero. En provincia de Buenos Aires hubo 380 despedidos de la Unidad de ejecución provincial (UEP) en la ciudad de La Plata, 80 en el Registro de las Personas, 19 en Centro de Protección de los Derechos de la Víctima, 16 en acción cooperativa, en niñez, en la Dipregeb, IOMA, entre otros ámbitos.
Precarización, despidos, achique
La realidad de esta situación es la acumulación de precarización laboral. Por años, en el Estado miles de trabajadores tuvieron que aceptar contratos con sueldos de hambre, luchando por pase a planta, y hoy el gobierno da de baja esos contratos, desligándose de resarcirlos económicamente.
Como denuncian desde la CTA Autónoma, los trabajadores –muchos con veinte años de antigüedad- son avisados por mail o nota, apenas unos días antes de la finalización de los contratos, que se prescinde de sus servicios.
“Incluso en algunos casos la baja del contrato es advertida por un policía con listas en las puertas de los organismos. Al mismo tiempo se disuelven entidades del Estado claves en áreas como Educación, Salud, Desarrollo Social, y se unifican secretarías, generando un achique concreto”.
Los despidos masivos en el sector público y también en el sector privado, sumado a la aprobación de leyes que van en detrimento de los trabajadores, como la reforma previsional a nivel nacional y la reforma de ley de Ministerios en la provincia de Buenos Aires, no solamente nos obliga a estar en estado de alerta y movilización en la defensa de los intereses de clase. Por eso es que en esta primera semana de enero de 2018, trabajadores de distintas reparticiones salieron a las calles responsabilizando a la política de Macri, y en provincia de Buenos Aires a la gobernadora Vidal que responde a la política nacional, al igual que a sus intendentes obedientes, sobre la situación de miles de familias que pierden su fuente laboral.
Primer paro de ATE
En este contexto, el jueves 4 se hizo el primer paro nacional de estatales contra los despidos y la destrucción del Estado, convocado por ATE y contó con el acompañamiento de la CTA Autónoma. En Capital Federal, estatales junto a organizaciones sociales (entre ellas, la CCC, CTEP y Barrios de Pie), sindicales (como Sipreba y Sutna) y políticas marcharon desde el Obelisco hasta el Ministerio de Modernización. Allí denunciaron a Andrés Ibarra como responsable de ejecutar la política de despidos que “sólo en las últimas dos semanas dejó a 1.200 trabajadores del Estado nacional en la calle”.
Durante la marcha, Rodolfo Kempf, trabajador de CNEA y del Consejo Directivo Nacional de ATE, contaba a este semanario que los trabajadores de Ciencia y Tecnología, organizaron una columna frente a esta “nueva oleada de despidos de Macri: un gobierno que plantea reformas antiobreras y antipopulares”. Denunció “los despidos en muchos lugares de la administración pública nacional, organismos descentralizados y municipios de la provincia de Buenos Aires. Ciencia y Técnica también está con despidos, al igual que en el INTI. El miércoles 3, en el corredor de Ciencia y Tecnología fuimos a la asamblea del INTI, y hoy marcha con nosotros parte de ese contingente. Las peleas que estamos dando los trabajadores requieren la máxima unidad para enfrentar y es posible doblegar los despidos, por eso es una lástima que la seccional de ATE Capital no esté marchando ni esté parando. Esto es algo para revertir para ganar un paso en la unidad para frenar los despidos en el Estado”.
También los trabajadores de medios públicos
En el paro y movilización de estatales marcharon compañeros de Sipreba (Sindicato de prensa de Buenos Aires) quienes venían de participar de una multitudinaria asamblea conjunta de trabajadores de la TV Pública, Radio Nacional y Telam, quienes expresaron un contundente rechazo a la política de ajuste del gobierno en medios públicos.
Por primera vez en la historia, concretaron el miércoles 3 un cese de actividades con asamblea conjunta de la que participaron alrededor de 400 trabajadores quienes acordaron mantenerse en estado de alerta y movilización, realizar un festival en defensa de la integridad de los espacios bajo la esfera del Estado.
Un gobierno agresivo y que no dialoga
El secretario general de ATE, Hugo Cachorro Godoy, explicaba a este semanario: “la agresión del gobierno nacional sobre los trabajadores es cada vez más brutal, cruel. Hasta el momento han despedido 1.200 trabajadores y no hay perspectiva de que frenen. Están alentando también despidos en el ámbito provincial y en los municipios. Evidentemente es una situación muy grave. El gobierno no genera ningún espacio de diálogo para revisar. Al contrario, desalienta el diálogo, tanto desde el Ministerio de Modernización, que es el encargado de las relaciones laborales en el Estado nacional, como desde el Ministerio de Trabajo que es el responsable de abordar los conflictos, se supone en defensa del interés del más débil. Frente a esta actitud agresiva, de no diálogo, es que estamos realizando este paro de 24 horas, con movilizaciones en todo el país”.
Godoy explicaba además que hay provincias como  “Tierra del Fuego que han congelado los salarios por dos años por decreto. Algo que es insostenible. Por eso vamos a un escenario de mucha conflictividad social, promovida por el gobierno”.
Vaciamiento del Estado
Esta política de despidos -según se denunció desde el palco de los estatales frente al Ministerio de Modernización- implica la destrucción de los recursos que son patrimonio del pueblo argentino como el caso de Fabricaciones Militares, la desestructuración y cierre de dependencias del Senasa, paralización de obras. También se denunció los más de 5.000 encausados por enfrentar esta política.
Oscar de Isasi, secretario general de ATE provincia de Buenos Aires llamó a solidarizarse con los municipales de Quilmes, quienes en ese momento estaban cortando la avenida Calchaquí, al igual que con los compañeros de UEP en La Plata que se encontraban ocupando el organismo.
En tanto que Ricardo Peidro, secretario adjunto de la CTA Autónoma denunció que “No hay ningún canal de negociación donde podamos sentarnos a plantear el tema de los despidos… Por eso los trabajadores y trabajadoras estamos resistiendo y construyendo para pasar a la ofensiva”.